Verdad, Inspiración, Esperanza

La esquiadora estadounidense Eileen Gu podría enfrentarse a un dilema político en China

Alina Wang escribe noticias sobre China para Vision Times.
Published: 19 de febrero de 2022
Novavax Canadá
Ailing Eileen Gu, del equipo de China, posa para las fotos después de quedar primera en la competición de freeski halfpipe femenino en el Toyota U.S. Grand Prix en Mammoth Mountain el 08 de enero de 2022 en Mammoth, California. (Foto de Sean M. Haffey/Getty Images)

Comentario

La esquiadora y medallista de oro de origen estadounidense Eileen Gu podría enfrentarse a un panorama complicado, ya que es aclamada por una multitud de fans chinos y recibe millones de dólares en contratos de patrocinio. 

Sin embargo, se enfrenta a una creciente controversia por unas declaraciones contradictorias en las que apoya abiertamente al régimen chino, pero que, sin embargo, arrojan luz sobre la difícil situación a la que se enfrentan los 1.400 millones de ciudadanos del país, que carecen de libertades básicas como el acceso a un Internet sin censura y la libertad de expresión.

LEE MÁS:

La esquiadora Eileen Gu defiende a la China comunista y aún así es censurada por el PCCh

La medallista de oro Eileen Gu dice que no hay censura de Internet en China porque ‘cualquiera puede descargar una VPN’

Mientras hablaba con los periodistas en el día de ayer, la campeona de esquí de 18 años dijo: «La gente a veces no sabe qué hacer con otras personas cuando no encajan en un molde». 

«Dicen: ‘¿Es china? ¿Es americana? ¿Es una modelo? ¿Es una estudiante? ¿Por qué intenta cambiar el mundo cuando sólo tiene 18 años?», dijo Gu cuando se le preguntó por su astronómico ascenso a la fama.

«No estoy tratando de resolver problemas políticos en este momento», añadió, «y soy consciente de que no puedo hacer todo lo que quiero hacer en este preciso momento».

Comentarios polémicos

Gu ha sido objeto de escrutinio por haber decidido competir por la República Popular China (RPC) en lugar de por Estados Unidos en los Juegos Olímpicos de Invierno de Beijing de este año, a pesar de los abusos generalizados del régimen comunista contra los derechos humanos. 

Nacida de madre china y padre estadounidense, Gu afirma que ha pasado al menos una cuarta parte de su vida en China. Su historia comienza cuando, a los 9 años, propuso la idea de la primera prueba de esquí en estilo inclinado en China, y la ganó. 

En los Juegos de este año, consiguió por primera vez una ajustada victoria en la competición femenina de freeski big air el 8 de febrero, lo que le valió muchos elogios en Weibo, la versión china de Twitter. La victoria atrajo incluso la atención de los cuadros del Partido Comunista, que la animaron a ella y a su equipo a «seguir marcando la gloria para el Partido». 

La primera medalla de oro de Gu para China fue tan celebrada que, según los medios estatales, sobrecargó temporalmente los servidores. De los 10 temas más destacados en Weibo, cinco estaban dedicados a la adoración de la oriunda de San Francisco, donde fue apodada la «princesa de la nieve».

Convertida en campeona olímpica -con una medalla de plata añadida en la prueba de esquí del martes (15 de febrero), la joven atleta se ha enfrentado a un creciente escrutinio después de que dijera despreocupadamente que cualquier persona en China puede descargarse una red privada virtual (VPN) para acceder a la Internet gratuita. Su publicación en Weibo fue entonces censurada y eliminada por los férreos controles de Internet en China.

Aunque la ley china no reconoce la doble nacionalidad, no está claro si Gu renunció a su nacionalidad estadounidense para recibir un pasaporte chino con el fin de competir por la nación anfitriona. La propia Gu también ha esquivado las preguntas sobre su condición de ciudadana cuando se ha planteado el tema en las entrevistas. 

Los atletas que compiten en los Juegos Olímpicos de Beijing tienen acceso especial a sitios web que normalmente están prohibidos por las autoridades, incluidas las plataformas de redes sociales occidentales como Facebook e Instagram. 

Desde que decidió ponerse del lado de China en 2019, Gu ha dicho en múltiples ocasiones que su objetivo al competir profesionalmente es «animar a más niñas y mujeres a practicar deportes de invierno», alineándose con la promesa del gobierno chino de inspirar a 300 millones de personas a ir al hielo o a la nieve.

El «empeoramiento de las relaciones entre Estados Unidos y China» podría complicar el estatus de Eileen Gu en China

Nikkei Asia informó de que Hu Xijin, antiguo redactor jefe y ahora columnista del diario estatal chino Global Times, «echó un jarro de agua fría al festival de amor por Gu este pasado fin de semana». Hu argumentó que su éxito no debe ser visto como la «gloria de China», sino sólo como la «gloria del equipo olímpico chino».

Advirtiendo de que no se debe aclamar a Gu por motivos patrióticos, escribió en su cuenta de Weibo que lo más probable es que ella viva en Estados Unidos durante los próximos años, ya que ha anunciado que asistirá a la Universidad de Stanford, en California, a partir del otoño. Hu añadió que no estaba claro qué país y nacionalidad elegiría finalmente.

«Ha dicho que es ‘americana en Estados Unidos, china en China’; creo que esa es su identidad honesta, y espera que funcione así», escribió Hu. «Pero la realidad puede no resultar como ella desea. El empeoramiento de las relaciones entre Estados Unidos y China casi bloquea ese camino. También es difícil evitar las complicaciones legales».

Hu también aconsejó que «las promociones de los medios de comunicación chinos sobre ella deben ser generales y difusas, para evitar complicaciones en el futuro», subrayando que «el honor y la credibilidad nacionales de China no pueden arriesgarse» por cualquier individuo, aunque sea bien acogido por el público. 

¿Conoces nuestro canal de Youtube? ¡Suscríbete!