Verdad, Inspiración, Esperanza

Ejército de EE. UU. pide a los soldados que usen cupones de alimentos debido a la inflación

Neil vive en Canadá y escribe sobre sociedad y política.
Published: 15 de septiembre de 2022
ejercito cupones inflacion EE. UU.
Jill Biden entrega botellas de ketchup al mayor Shawn Bradberry, asesor adjunto del Ejército de Estados Unidos para la nación anfitriona en Rumanía, durante su visita a la base aérea Mihail Kogalniceanu en Constanza, Rumanía, el 6 de mayo de 2022. En recientes orientaciones, el Ejército ha dicho a los soldados que luchan contra la inflación que se apunten a los cupones de alimentos, una medida que McDonald's tomó con sus empleados en 2013. (Imagen: SUSAN WALSH/POOL/AFP vía Getty Images)

El Ejército de los Estados Unidos ha aconsejado a los soldados que están luchando para llegar a fin de mes con su salario actual en medio de la crisis inflacionaria de la nación que aprovechen un programa de cupones de alimentos como solución.

Reportado por Fox News el 13 de septiembre, el Ejército «publicó una guía» que aconseja al personal que se inscriba en el Programa de Asistencia Nutricional Suplementaria (SNAP), que se conoce más comúnmente como cupones de alimentos.

La guía, escrita por el sargento mayor Michael Grinston, fue franca en cuanto a que “a algunos soldados y sus familias les resulta más difícil sobrevivir con los presupuestos que establecieron y usaron antes”.

MÁS SOBRE EL EJÉRCITO Y LOS CUPONES DE COMIDA

“Los soldados de todos los rangos pueden buscar orientación, asistencia y asesoramiento a través del Programa de Preparación Financiera del Ejército”, agregó.

News Nation entró en más detalles sobre la carta escrita por Grinston, que decía: “SNAP es un programa del gobierno de los EE. UU. que brinda beneficios a personas y familias elegibles de bajos ingresos a través de una tarjeta electrónica de transferencia de beneficios que se puede usar como una tarjeta de débito para comprar alimentos elegibles en tiendas minoristas de alimentos autorizadas”.

“Los miembros del servicio y sus familias pueden ser elegibles. Para determinar la calificación, visite el sitio web de SNAP o llame a la línea de información de SNAP”, agregó.

La elegibilidad y las solicitudes de SNAP no se procesan a través del Ejército, pero se realizan a nivel estatal.

El Departamento de Agricultura de EE. UU. ya tiene una sección en su sitio web dirigida específicamente a «familias de militares y veteranos» para brindar orientación sobre cómo utilizar SNAP.

“Usted sirvió a nuestro país con orgullo y honor, y queremos informarle que a través de nuestros programas de nutrición, puede ser elegible para recibir asistencia para garantizar que usted, su familia y sus compañeros veteranos tengan la asistencia para garantizar que tengan comidas nutritivas”, dice.

En una parte dedicada a ayudar a los prospectos a determinar la elegibilidad, el sitio web aclara: “Para ser elegible, los hogares deben cumplir con las pruebas de ingresos. El pago por combate, el pago por fuego hostil y el pago por peligro inminente no se cuentan como ingresos para SNAP. Todos los demás pagos y asignaciones se cuentan como ingresos”.

En un artículo sobre el tema, el Southern Maryland Chronicle citó a Mackenzie Eaglen, analista del American Enterprise Institute, explicando que los soldados que reciben salarios insuficientes son algo generalizado: «Según los propios datos del Pentágono, el 24% del personal alistado padece inseguridad alimentaria».

“Si bien los cupones de alimentos son una curita, también son una admisión de que el salario básico para las tropas alistadas y sus familias es demasiado bajo, exacerbado aún más por la inflación inquebrantable que hace que los cheques de pago se reduzcan aún más”, agregó Eaglen.

Ella le dijo al medio que, como solución, el Ejército debería «abandonar las suposiciones optimistas de inflación, aumentar el salario básico y solicitar una línea superior de defensa por encima de la inflación cada año para que las fuerzas y las familias tengan previsibilidad y estabilidad».

En un artículo del 5 de septiembre publicado en el Wall Street Journal, Eaglen, junto con el coautor John Ferrari, declaró que el Pentágono estaba calculando una inflación del 3,9 por ciento utilizando un índice basado en el PIB.

Se cree que los datos de inflación real calculados por la Oficina de Análisis Económico están cerca del 9 por ciento, señalaron.

Un sitio web de reclutamiento para el Ejército enumera abiertamente lo que ganan los soldados, mostrando que un E1 Private alistado a tiempo completo tiene un salario base de $21,999.60, antes de bonos y beneficios.

Un segundo sitio web del Ejército afirma que «los soldados en servicio activo sirven en el Ejército las 24 horas del día, los siete días de la semana durante la duración de su compromiso de servicio». 

“Piense en ello como un trabajo de tiempo completo”, afirman.

Por el contrario, el salario mínimo de tiempo completo en el Estado de California es de 15 dólares por hora, según el Departamento de Relaciones Industriales.

Basado en una semana laboral de 40 horas, un californiano con salario mínimo ganaría casi 29.000 dólares antes de beneficios y bonificaciones, sin el tiempo perdido, mientras mantiene una vida normal.

El medio de comunicación ruso Sputnik aprovechó al máximo la oportunidad para establecer una conexión entre el Ejército de EE. UU. y McDonald’s, que también les dijo a los empleados en apuros que fueran a buscar cupones de alimentos en 2013.