Verdad, Inspiración, Esperanza

Corea del Norte y Corea del Sur acuerdan «en principio» poner fin a la guerra de Corea junto a Estados Unidos y China

Alina Wang escribe noticias sobre China para Vision Times.
Published: 15 de diciembre de 2021
Un soldado norcoreano monta guardia en la frontera entre el norte y el sur. (Imagen: Roman Harak a través de Flickr CC BY-SA 2.0)

Corea del Norte y Corea del Sur, junto con Estados Unidos y China, han acordado «en principio» declarar oficialmente el fin de la guerra de Corea tras casi setenta años de enfrentamientos en la península coreana. 

La Guerra de Corea, que tuvo lugar entre 1950 y 1953, terminó con un armisticio entre ambas partes en lugar de un tratado de paz. Esto ha supuesto que las dos naciones hayan permanecido oficialmente en estado de guerra durante más de siete décadas. 

El presidente de Corea del Sur, Moon Jae-in, anunció el 13 de diciembre en Australia que la actual hostilidad entre ambas naciones era «inestable» y que una declaración formal de paz podría abrir la puerta a conversaciones con Pyongyang sobre su programa de armas nucleares.

Pyongyang: «Aumento de la tensión debido a la hostilidad de Estados Unidos

Sin embargo, a pesar del acuerdo «en principio», Moon dijo que los avances en la cuestión se veían frenados por las continuas objeciones de Corea del Norte a la «creciente tensión debida a la hostilidad de EE. UU.». Debido a esta cuestión, Moon dijo que todas las partes implicadas no han podido sentarse formalmente a discutir los detalles de la declaración.

Moon también dijo a los periodistas en Canberra, donde se encuentra en una visita de cuatro días, que su gobierno no está considerando un boicot diplomático a los próximos Juegos Olímpicos de Invierno de Beijing. El evento deportivo mundial, que está previsto que se celebre en febrero de 2022, se enfrenta a crecientes críticas y boicots diplomáticos por parte de varios países de Occidente que han acusado al gobierno chino de violaciones de los derechos humanos a gran escala.

«No hemos recibido ninguna recomendación para participar en [el boicot] de ningún país, incluido EE.UU., y el gobierno coreano no lo está considerando», confirmó Moon.

Estados Unidos, Reino Unido, Canadá y Australia han anunciado que no enviarán ninguna representación diplomática u oficial a los Juegos. Tradicionalmente, se envían delegaciones de alto nivel a cada juego olímpico. Para los Juegos Olímpicos de Verano celebrados en Tokio este año, la primera dama Jill Biden se embarcó en su primer viaje internacional en solitario al frente de un contingente estadounidense, mientras que el segundo caballero Doug Emhoff también encabezó una delegación a los Juegos Paralímpicos en agosto. 

LEE MÁS:

Biden: EE. UU. considera boicotear los Juegos Olímpicos de Beijing 2022 por preocupaciones de derechos humanos

El COI restringirá la asistencia a los Juegos de Beijing 2022 solo a espectadores de China continental

Moon dijo que espera que los juegos de Beijing sean vistos como un medio para abrir un diálogo continuo con Pyongyang. El líder norcoreano, Kim Jong-un, y otros altos cargos podrían asistir también a los próximos Juegos, informó ABC

«Corea del Sur considera la alianza con Estados Unidos como la piedra angular de la diplomacia y la seguridad, pero económicamente, las relaciones con China son también muy importantes», dijo Moon, y añadió que «los esfuerzos constructivos de China son necesarios para la paz y la estabilidad en la península de Corea y la desnuclearización de Corea del Norte».

En septiembre, los funcionarios norcoreanos rechazaron duramente los llamamientos de Moon a una declaración oficial para poner fin a la guerra, calificándolos de «cortina de humo para encubrir la política hostil de Estados Unidos contra Pyongyang». En ese momento, el viceministro de Asuntos Exteriores de Corea del Norte, Ri Thae Song, dijo que una declaración de paz no ayudaría a aliviar las tensiones, señalando el aumento de la presencia de tropas estadounidenses y el despliegue de armas en la región. 

Las conversaciones para la desnuclearización en una creciente carrera armamentística permanecen estancadas desde la cumbre entre Estados Unidos y Corea del Norte celebrada en Hanói en 2019, en la que no se llegó a ningún acuerdo.

Los expertos opinan

Ahora, algunos expertos en Seúl dicen que la declaración del fin de la guerra es un mero esfuerzo simbólico mientras el presidente Moon se acerca al final de su mandato de cinco años. «La administración puede pensar que será un avance para reanudar el diálogo, pero no creo que sea una alternativa realista», dijo a la prensa Du Hyeogn Cha, analista del Instituto Asan de Estudios Políticos de Seúl. 

El ex embajador de Corea del Sur en Japón, Shin Kak-soo, también dijo: «Corea del Sur está en una posición muy difícil. No puede apostar por su alianza con Estados Unidos porque hay mucho en juego en lo que respecta a China. Beijing tiene una gran influencia en la paz y la estabilidad de la península coreana, ya que es un poderoso apoyo para Pyongyang».